martes, 9 de diciembre de 2008

Sentados sobre un domingo cualquiera, frente al televisor


Los dos

se volvieron a mirar
con desprecio,
enfurecidos ya,
de tanto conocerse

(y es que sin, casi, darse
-apenas- cuenta,
habían llegado al punto - exacto -
donde la sal de la vida
sólo sirve
para elevar
la tensión

-y bajarla después
a base de
pastillas
y algunas dietas-)

volvieron a mirarse, te decía, y a recordar
el entonces,
cuando aún se desvirgaban
los días - con sus respectivas
noches-
bajo la llama, o la flama, impoluta
- todavía-
de ese mal llamado
"amor"

(Aayy! suspiro
y prosigo)

continúo por donde os decía que,

se miraron sin darse
apenas cuenta
de que un día, domingo,
-domingo cualquiera-
el desprecio
se acercó
hasta su puerta
(y llamó).

Desde entonces,
la vecina del cuarto - de al lado-,
no ha sido capaz de asegurar-nos
si el tal "desprecio"
(muy impotente él)
llegó solo o acompañado
de muy-mala-leche.

Pero eso sí, lo tiene claro,
ella dice que llegó cargado
de maletas,
repletas,

de desaires...

10 comentarios:

Adu dijo...

Jopé tía pues estamos buenas... A ver, y porqué lo colocas en verso, si es más bonito en prosa, eh???

Ejercicio: ahora la del aprecio, que también existe, lo juro (aunque nazca de dentro de uno/a mismo/a más que de otra/o). Estilo libre: prosa, verso, épica o según salga pero trabajadito.
Hoy amanecí mandona, pero besos.

cuarentaydosymedio dijo...

Del amor al llanto, del llanto a la risa, de la risa al desprecio…Cada amanecer eres una sorpresa Donce…
Hoy hablas de desamor, de desencuentro, de “ya no queda nada entre nosotros” salvo desprecio… Quizá porque ya se han dado todo lo que tenían el uno para el otro… Quizá hubo amor un día, pero los sentimientos se confunden y hoy solo hay, cansancio, hastío, aburrimiento… Desprecio.
¿Y si se desprecian porqué siguen juntos? Quizá prefieran despreciar que no tener nadie con el que compartir sentimientos. Quizá es miedo a quedarse solo. Quizá es miedo a cambiar y “más vale lo malo conocido…”
Y de esta forma eligen sentir desprecio, y pierden la oportunidad de amar a otros, de sentir amor, de compartir amor… Cuéntales Donce que es mejor elegir amar.

Marina dijo...

Sólo tengo un minuto, lo voy a aprovechar para ir amando.
Pesía o prosa, yo te pongo un diez y si quieres un once tb te lo doy.

Donce dijo...

No te preocupes Cuarentaydosymedio, que se lo diré, pero creo que es inútil, son tantos años ya... que no les imagino cambiando a estas alturas.
Lo peor que tiene la vida, es que nos solemos acostumbrar a casi-todo y entonces ese "casi-todo" se convierte en algo normal ante nuestros ojos (por muy raro que a otros les parezca). Siempre les he conocido así, y seguro que ahora se ven muy mayores para intentar buscar soluciones, o quizás, simplemente, es que ya no sabrían vivir de otra manera...

Marinita querida, cómo se nota que me has cogido cariño... tu diez me sabe a gloria, pero corazón, aléjate un poquito y después vuelve a leerlo, verás como
¡¡¡¡ES UN PURO DESASTRE!!!! Jajajaja, y que sepas que me encannnta cuando me dices "prenda", con la de veces que yo digo esa palabra y nunca os la digo a vosotros...
("prenda" de verdad que no soy armario, que siempre fui, soy y seré unA armariA-zapaterA).
Muuchos besitos.

(Adu, no, no me he olvidado de ti, pero a ti ya pensaré cómo te respondo... Un besazo guapa mía).

Ah, y por si vuelve Bárbara: que sepas que me ha hecho mucha ilusión verte por aquí (eres una jodía lagartijilla) y sí, a mí me parece que escribes que te cagas!

Desde que sé que me leéis, no sé cómo me atrevo a colgar mis chorradas. Pero no vais a conseguir acochinarme en tablas (pedorros!), aunque seáis, todos, la leche!!!

Sinda dijo...

El domingo me llamaste en el blog de LF, y yo te contesté allí mismito, pero -y no sé por qué- el comentario no salió. Te decía que no te hagas nunca problema conmigo, que soy buena gente, que me gusta bromear-de tarde en tarde-pero que no hago daño. Te decía no sé cuántas cosas más (mi madre tiene alzheimer, y ya creo que algo me ha contagiado). Ah sí ya caigo, te decía también que el día 28 (en esta época del año ando con mucho trabajo fuera y dentro de casa - espero a mis 8 hermanos para la semana que viene- y casi no tengo tiempo ni de leeros), cómo me enrollo eh? Pues eso que el día 28, pasaré por tus dominios, y te gastaré una inocentada. Fíjate si soy buena gente, que te aviso.
Un beso

Bárbara dijo...

Pues aquí está la lagartija, al sol que más calienta....
Me ha gustado lo de que estén enfurecidos de tanto conocerse
y que la sal de la vida sólo les sirva para elevar la tensión (basado en hechos reales debería poner...)
Y a pesar de los deaires, ay, yo creo que se quieren...
Y déjate de chorradas diciendo que escribes chorradas, so pedorra...:)
Un abrazo

Donce dijo...

Ay mi Sindita de mi alma, que se cree que me he enfadado con "aquello" con lo que tanto reí... so tontona, qué poco me conoces!! (con lo bien que me lo paso!!) Y te espero el día 28 con la escopeta "cargá".
Por cierto... que yo sí me he pasado hoy, porque llamé al "Super" y a su You: "tontos pelaos"...(por hacerme llorar de tanta ternura!) ays, ahora iré a pedir mil perdones, por si ha sonado raro.
Un besazo Sinda, que se te echa mucho de menos cuando no vienes.

Bárbara, di que sí, que yo también sé que se quieren, a su manera...
Ahora iré a ver si has cambiado de post (ñam,ñam).

Besitos

(Adu, que aún no tengo lo tuyo...!)

Isabel Huete dijo...

Aquí el que se salva del deshielo es el primero da el portazo, con maletas o sin.
Quien se intoxica de desamor o es un masoca o le falta un agüita, como dicen los canarios.
Hay que abrir las ventanas para que entre la lluvia, que limpia.
Besos, niña mía.

Marina dijo...

Me alejo, relejo y parejo y na, que me sigue gustando; ¿Quién de las dos se está enlelando? Mira prenda, tú di lo que quieras y lo que se te pase por la chorlita, que se te va quedando fría: Sencillamente me encanta y yo no doy un 10 a lo ligero. Quizá el Jefe, que a tí te quiere y a mi no, te quite alguna coma... Sigue comiendo como quieras, queriendo como comes y las palabras te dirán lo bien que lo haces.
Mis alumnos se morirían de envidia si vieran tu 10, no suelo hacerlo, ya te digo.
Un beso prenavideño, prenda

Dnc dijo...

Isabelita corazón, acabo de ver tu mail del otro día ;)
Del deshielo se salva el que quiere, no el que puede. De todas formas, como me decía Adu en su blog... ¿quiénes somos nosotros para juzgar?
Un besazo linda, y a ver si firmo, que aún no lo he hecho.

Marina me ha encantado el poema de Gonzalete.
Y me dejas que te pregunte de qué son tus clases?
Muaccc